Borrar tu pasado de Internet es posible y la ley te respalda

Borrar tu pasado de Internet es posible y la ley te respalda

Lo que no se hace es lo que no se sabe”. Quizás muchos de nosotros hayamos oído este dicho muy antiguo a nuestros padres o abuelos, y, en parte, tiene mucho sentido esta frase porque si una persona no hace nada es imposible que se sepa.

En los tiempos en los que vivimos, en donde Internet es el primer lugar donde prácticamente todas las personas acudimos a buscar cualquier tipo de información, es difícil ocultar cualquier acción o información que se haya hecho pública en Internet, y nos viene al caso para escribir este blog un perfil tipo de cliente que tiene este despacho, que no es otro que gente que, por cualquier motivo, tiene vídeos pornográficos en Internet o su número de teléfono en portales webs de contactos sexuales y quieren borrar toda esa información de Internet.

Lamentablemente, las páginas pornográficas son las más visitadas del mundo en Internet, y son imágenes quea no ser que la persona afectada solicite al responsable de la publicación su eliminaciónpueden permanecer de manera indefinida en Internet fácilmente accesibles a cualquier persona que busque este tipo de información.

En teborramos.com nos hemos encontrado con casos de lo más variopinto, desde gente que, arrepentida de su pasado artístico, ha rehecho su vida personal y profesional, y no quiere que en su círculo más íntimo encuentren sus vídeos o fotos pornográficas antiguas en Internetpersonas no arrepentidas de su pasado artístico, pero quieren darle un cambio a su vida y borrar toda esa información de Internethasta gente que su número de teléfono es público en webs de contactos y no ha podido contactar con el portal web en cuestión para la eliminación de su teléfono.

La información sobre la vida sexual de las personas tiene consideración de datos especialmente sensibles, y como tal disponen de una protección especial respecto al resto de datos de carácter personal.

Estos datos tienen una influencia especial en la intimidad, derechos fundamentales y libertades de los individuos, por lo que cualquier persona que disponga de cualquier imagen o vídeo pornográficos en Internet debe tener presente que, con la mera solicitud del afectado, puede borrar esa información del portal web donde esté publicado.

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *